Guatemala,
English version Ayuda
Portada Página anterior
El Comportamiento de la Inflación en 2001 y la meta para 2002

MEMORÁNDUM INFORMATIVO No
Departamento de Estudios Económicos

EL COMPORTAMIENTO DE LA INFLACIÓN EN 2001
Y LA META PARA 2002

La inflación observada rebasó la meta

            Durante 2001 la autoridad monetaria adoptó las medidas enmarcadas en la Política Monetaria, Cambiaria y Crediticia del referido año, con el propósito de alcanzar la meta de inflación.  No obstante ello, la ocurrencia de eventos de carácter no monetario impidieron el logro de dicho objetivo.  En efecto, según datos reportados por el Instituto Nacional de Estadística –INE-, a fin de año la inflación se situó en 8.91%.

      Hay dos factores no monetarios que contribuyeron en 2001 al desvío de la inflación respecto de la meta prevista a inicios de año.  El primero fue el aumento de dos puntos porcentuales en la tasa del Impuesto al Valor Agregado –IVA-, la cual pasó de 10.0% a 12.0%, vigente a partir de agosto. Cabe indicar que se estima que la modificación a dicho impuesto tuvo un impacto directo (por una única vez) en el Indice de Precios al Consumidor -IPC- de aproximadamente 1.9 puntos porcentuales.  El segundo factor no monetario se asocia a elementos por el lado de la oferta relativos a la escasez de algunos productos agrícolas, principalmente, el maíz y el frijol, lo cual se debió a la sequía que afectó al territorio nacional en junio y julio del presente año, lo que provocó que el precio de dichos productos aumentará. 

Inflación subyacente e Inflación Núcleo


Por otra parte, el Banco de Guatemala calcula la inflación subyacente, que es un índice de precios que, con el propósito de eliminar distorsiones, excluye los bienes y servicios cuyos precios son altamente volátiles, precisamente porque están sujetos a shocks externos [1] , o que su variación no se explica por los cambios en la liquidez de la economía. En este sentido, la inflación subyacente a nivel república registró a diciembre de 2001 una variación interanual de 9.04%, superior en 0.13 puntos porcentuales a la variación interanual de la inflación total.

Adicionalmente, el Banco de Guatemala calcula la inflación núcleo, la cual se obtiene eliminando del IPC total, además de los bienes señalados para obtener la inflación subyacente, el efecto estacional de la variación de precios de los bienes y servicios, así como el impacto ocasionado por cambios en los impuestos; en este caso, el impacto que tuvo la variación de la tasa del IVA.  En ese sentido, la inflación núcleo registró a diciembre de 2001 una variación interanual de 7.10%, inferior en 1.81 puntos porcentuales a la variación interanual del índice total, cercana al límite superior del rango establecido como meta (4.0% - 6.0%) en la política monetaria para 2001.  Lo anterior implicaría que, en ausencia de los dos factores no monetarios indicados la inflación observada en el 2001, habría sido ligeramente superior a la meta trazada por la Junta Monetaria.


Es factible alcanzar la meta prevista para 2002    

Si bien el ritmo inflacionario a noviembre de 2001 se ubicó por encima de la meta establecida por la Junta Monetaria (4.0%-6.0%), ello es atribuible, principalmente, a causas ajenas a un exceso de oferta monetaria, por lo que se considera que para 2002, con la aplicación de una política monetaria prudente y debidamente respaldada por una política fiscal disciplinada; es decir, mediante el cumplimiento del programa monetario que permita adecuar la oferta de dinero en la economía en función de las necesidades normales de liquidez, pueda alcanzarse, en forma gradual y ordenada, una meta de inflación interanual que se ubique en un rango de entre 4.0% y 6.0%.



[1] Para el caso de Guatemala, se excluyen los índices de los grupos de gasto siguientes: Frutas frescas, secas y en conserva; Hortalizas, legumbres y tubérculos; Gases licuados de petróleo; y, Gasolinas, cuyas ponderaciones dentro del IPC son de 1.28%, 3.77%, 1.09% y 2.04%, respectivamente, lo que hace un total de 8.18%.